De Bitcoin (BTC) al Internet de la Energía - Descubra WPO y GreenToken(GTK)

Dom 14 Feb 2021 ▪ 5h13 ▪ 13 min de lectura - por Sylvain Saurel

Bienvenidos a la última entrega de nuestra columna «Adopte un proyecto de criptomoneda». El tema de hoy me resulta especialmente interesante, ya que se encuentra justo en la confluencia de dos grandes aspectos que, a primera vista parecen ir de la mano.

Vamos a analizar la transición energética, la búsqueda de una energía más responsable, distribuida, eficiente y transparente, en un mundo que la necesita más que nunca. Es posible que este noble y complicado objetivo pueda alcanzarse en parte gracias al uso inteligente del blockchain, y a lo que llamaré la «tokenización del mundo».

Se trata de una apuesta que decidirá el futuro del planeta y el destino de quienes lo poblarán cuando nosotros ya no estemos, un reto que la empresa francesa WPO, líder europeo en el campo de las energías renovables, ha decidido aceptar. Y mientras que en el sector de las criptomonedas se habla frecuentemente del concepto emergente del «Internet del valor», WPO, una empresa con 2.000 aerogeneradores bajo su control, parece ser precursor en un campo totalmente nuevo: el Internet de la energía.

Y como un proyecto de criptomoneda implica necesariamente nuevos activos digitales, nos encontramos ante un escenario ideal para GreenToken (GTK), cuya Oferta Inicial de Monedas (ICO) comenzó hace unos días. Cabe destacar el hecho de que cuenta con la primera autorización concedida a una empresa energética por el regulador financiero francés.

Descargo de responsabilidad: Este artículo de Adopte una Criptomoneda se lo presentamos en colaboración  con la empresa  WPO. Las inversiones en criptomonedas son arriesgadas por naturaleza, proceda con la debida diligencia e invierta sólo de acuerdo a su capacidad financiera. Este artículo no constituye incentivo alguno a la inversión. Por favor, lea la advertencia al final de este artículo. 

Criptomonedas y electricidad

Para algunos, esta idea parece a priori contradictoria, ya que el blockchain suele asociarse a su polémico pionero: Bitcoin (BTC). A los ojos del ciudadano medio, son muchos los males que ha traído el malvado Bitcoin, y de hecho se le acusa de forma recurrente en relación a su consumo de energía. Si se cree en dichas afirmaciones, entonces serían millones los  especuladores frenéticos que alimentan constantemente un delirante derroche energético. Con el pretexto de minar cada vez más bitcoin, estamos inmersos en una carrera energética sin sentido –  una carrera que nadie puede ganar mientras todo se derrumba -.

Aparte del hecho de que, tal como postula la sabiduría popular, este cliché dista bastante de la realidad, merece la pena analizar la relación coste/beneficio. Aunque es innegable que, por su propia naturaleza, la solidez y resistencia del blockchain de Bitcoin están garantizadas precisamente por la cantidad de energía (es decir, potencia de cálculo) desplegada en favor de la seguridad de la red, Bitcoin no es la clase de monstruo devorador de energía que aquellos menos informados afirman.

Gran parte de la energía empleada por los mineros de Bitcoin procede de fuentes renovables (el 74% para ser más exactos). Por razones propias de las condiciones de operación en el sector, las granjas de minería de Bitcoin se encuentran principalmente cerca de centrales hidroeléctricas. Por lo tanto, Bitcoin no sólo se alimenta de fuentes denominadas como verdes, sino que también se beneficia de energía que de otro modo se habría perdido. Además, la proximidad entre las granjas mineras y las presas reduce drásticamente las limitaciones de transporte y red.

No obstante, es innegable que el consumo de bitcoin equivale al de un país de pequeñas dimensiones, e incluso convertiría a la criptomoneda en el 53º mayor consumidor de energía del mundo si se le considerara una nación. Sin embargo, esta impactante cifra puede relativizarse si tenemos presente que, según la misma métrica, el desperdicio de alimentos sería equiparable al tercer mayor devorador de energía del mundo, sólo por detrás de China y Estados Unidos.

Por otra parte, estas cantidades deben sopesarse de acuerdo a su relación coste-utilidad. En este nuevo paradigma económico, teniendo presente el potencial de revolución a escala masiva y a las nuevas formas de gobierno que permite, Bitcoin parece merecedor de tal cantidad de energía. Vayamos más allá, Bitcoin, dada su naturaleza económica, busca «competir» con los bancos, y en este aspecto es relevante un estudio de noviembre de 2019 realizado por la ONG Oxfam.

Se analizaron las emisiones de gases de efecto invernadero relacionadas con las actividades de financiación e inversión de los cuatro principales bancos franceses – BNP Paribas, Crédit Agricole, Société Générale y Banque Populaire Caisse d’Epargne – revelando que la huella de carbono de los bancos franceses superó los 2 millones de toneladas de CO2 equivalente, o 4,5 veces las emisiones de todo Francia ese mismo año. 

Este tema tan importante a nivel global parece estar exento de debate público. En otras palabras, se acusa constantemente a Bitcoin de ser la encarnación de un sinsentido ecológico, a pesar de las promesas de eficacia, transparencia y distribución aportadas por la tecnología blockchain que lo sustenta. Mientras tanto, el sector bancario mundial, a pesar de su evidente imperfección, arraigado en un modelo industrial y ecológico de otra época, parece disfrutar de favoritismo con un tratamiento bien distinto.

Blockchain, energía, eficiencia… tras este pequeño recordatorio de lo que está en juego, llega la transición perfecta para presentar nuestro proyecto del día: ¡WPO!

WPO4419_WPO-Logo-lock-up-AW_HORIZONTAL-RGB-1-768x237

WPO: la mezcla energética perfecta entre una PYME responsable y una multinacional eficiente

WPO es una de las principales empresas europeas de energías renovables. Como paralelismo con Bitcoin, cabe destacar que WPO fue fundado en 2008 en Francia, casi al mismo tiempo que la reina de las monedas digitales. Aunque el acrónimo originalmente significaba «Wind Prospect Operations» (operaciones de prospección eólica), dejando constancia de la importancia que da a la energía eólica, la empresa de 80 empleados, ha ampliado desde entonces su negocio al sector solar.

Aunque WPO opera con toda la agilidad y la experiencia vanguardista de una PYME, su crecimiento orgánico ha sido colosal: ya cuenta con 2000 aerogeneradores supervisados, 12 millones de módulos fotovoltaicos, 5200 megavatios y presencia en 12 países europeos así como en el extranjero.

WPO cuenta asimismo con 7.000 millones de euros en activos del sector energético y un volumen de facturación de 900 millones de euros anuales en energías renovables.

image-28-768x415

WPO y el blockchain

Ahora que tiene constancia de las dimensiones de la empresa y aprecia su potencial de crecimiento, no le sorprenderá escuchar hablar de la cultura de innovación que impregna a la empresa y que el equipo se encuentra en la búsqueda constante de nuevas soluciones revolucionarias que sean más fiables, transparentes y que generen ahorros, además de valor añadido. Lógicamente, WPO se ha volcado en el blockchain.

Desde 2018, el Director Ejecutivo de WPO, Barthelemy Rouer, optó decididamente por este cambio tecnológico, migrando cuanto fuera posible al blockchain, incluidas la certificación de la producción de energía, la emisión de certificados (GoCerts) y la gestión de datos.WPO_BRODLE_HD-6791-2-768x512

Barthelemy Rouer y Duncan Levi, los dos cofundadores de WPO

«Nuestra blockchain garantizará la singularidad, la autenticidad y el historial de nuestros GoCerts. Asimismo permitirá la comercialización de bienes y servicios asociados certificados».

Barthelemy Rouer

La ICO de GreenToken

Al tiempo que se desplegaba la arquitectura blockchain a nivel interno, WPO decidió crear su propio token, el GreenToken (GTK). A estas alturas, probablemente se habrá dado cuenta de que WPO es más una empresa desarrollada que la típica nueva empresa desorganizada tan popular en el espacio de las criptomonedas. De hecho, WPO es un actor importante en su sector y, como tal, opera de manera religiosa conforme a la normativa en un contexto en el que la búsqueda del cumplimiento es una señal prometedora.

Por esta razón, WPO solicitó – y obtuvo el 12 de mayo de 2020 – una autorización de la AMF (regulador francés de los mercados financieros), que le permitió organizar una ICO, cuya fase pública comenzó el pasado 5 de septiembre.

Esta ICO fue precedida por una preventa privada en la que se vendieron 663.000 GTK por 561.000 euros. Además, los compromisos contractuales con los principales actores del sector energético garantizan 3 millones de euros hasta 2030 como parte de las compras recurrentes de GTK. Por último, incluso antes de comenzar la ICO, ya se habían reservado previamente 280.000 euros en tokens.

GreenToken será un token básicamente de utilidad. Es decir, no se trata exclusivamente de un criptoactivo digital y especulativo, sino que poseer el token aportará muchos beneficios, que analizaremos con profundidad próximamente en otro artículo. Recapitulemos con un resumen de los aspectos a tener presente sobre la ICO de WPO:

  • GreenToken (GTK) es un token ERC-20 desplegado en el blockchain de Ethereum
  • El suministro total es de 15 millones de GTK, de los cuales 11 millones se encuentran a la venta
  • La venta pública durará desde el 5 de septiembre hasta el 12 de noviembre de 2020
  • Es posible participar en la ICO con euros, bitcoin (BTC) o ethereum (ETH)
  • El precio del token GTK es de 0,95 euros (es decir, un euro, con un 5% de descuento durante la ICO)
  • El límite mínimo de recaudación es de 1,5 millones de euros, y el máximo de 10 millones de euros
  • Al final de la ICO, el token GTK cotizará en la plataforma francesa Savitar

Las tres principales razones para apostar por WPO

  • Porque WPO se ha rodeado de la flor y nata del espacio francés de criptomonedas, blockchain y FinTech.

Se dice que el éxito de un proyecto reside en el talento del equipo que lo gestiona. Con la ICO de WPO y GreenToken, es difícil encontrar un mejor ejemplo de esto. Es muy sencillo, el líder de las renovables europeas se ha rodeado de lo mejor del espacio francés de las criptomonedas: Equisafe, LemonWay, Coinhouse (anteriormente ‘Maison de Bitcoin’)…

Partenaires-WMO-768x230
  • 2.     Porque WPO encarna a la perfección una etapa que el espacio lleva mucho tiempo esperando: la llegada de grandes actores de sectores completamente independientes del blockchain, capaces de brindar mayor credibilidad a toda la industria de las criptomonedas.
  • 3.     Porque la propuesta de WPO no es la generación de un simple activo especulativo, o el enésimo clon de una shitcoin inútil, sino un token funcional, que formará la piedra angular de toda una arquitectura industrial, todo ello en perfecto cumplimiento normativo.

Advertencia del regulador financiero francés (AMF)

La inversión en una Oferta Inicial de Monedas (ICO), tal como se define en el artículo L. 552-3 del Código Monetario y Financiero, conlleva riesgos de pérdida parcial o total de la inversión. No se ofrece ninguna garantía en cuanto a: la liquidez de los tokens adquiridos durante la oferta, la existencia de un mercado secundario para estos tokens, el valor de los tokens adquiridos durante la oferta ni el contravalor de dichos tokens en moneda fiat.

Los tokens no son instrumentos financieros en el sentido de la definición de la sección L. 211-1 del Código Monetario y Financiero y no confieren más derechos que los descritos en el Documento de Información.

Además, el marco reglamentario aplicable a la oferta y los tokens, así como el régimen fiscal de la propiedad de los tokens no están todavía definidos en algunas jurisdicciones. El visado expedido por la AMF se refiere únicamente a la oferta objeto del presente documento informativo. Al finalizar la oferta, la AMF no realizará un seguimiento del emisor ni de su proyecto. La AMF no revisará ninguna comunicación posterior a la oferta y relacionada con ella. Se invita al usuario a consultar la Sección 4 («Factores de riesgo») del mencionado Documento de Información.

A
A
Sylvain Saurel

J’ai découvert le Bitcoin en 2014 en tant que développeur. J'ai décidé de m'y investir pleinement début 2017. Depuis, j'essaie de partager avec le plus grand nombre ma vision du Bitcoin et l'importance qu'il aura dans le futur.

AVISO LEGAL

Las ideas y opiniones expresadas en este artículo pertenecen al autor y no deben tomarse como consejo de inversión. Haz tu propia investigación antes de tomar cualquier decisión de inversión.

Precios e índices

BITCOIN (BTCUSD) 56.309,59 US$ 2.8%
ETHEREUM (ETHUSD) Ξ 4.244,96 US$ 3.53%
DEFI (DEFIPERP) 12.132,20 US$ 0.37%
MARKETS (ACWI) 103,37 US$ -2.44%
GOLD (XAUUSD) 1.791,76 US$ 0.19%
TECH (NDX) 16.025,58 US$ -2.09%
CURRENCIES (EURUSD) 1,13 US$ -0.03%
CURRENCIES (EURGBP) 0,847500  0.01%
CRUDEOIL (USOIL) 68,16 US$ -12.63%
IMM. US (REIT) 2.733,76 US$ -2.78%
El porcentaje representa la evolución de las últimas 24 horas COMPRA CRIPTOMONEDAS SIN RIESGO
Boletín de noticias

Sigue las últimas noticias sobre criptomonedas