la crypto pour tous
A
A

¿Qué es un Contrato Inteligente?

Dom 07 Feb 2021 ▪ 5 min de lecture ▪ par Luc Jose A.

A pesar de que Bitcoin ha puesto a disposición el poder de transferir valor a través del tiempo y el espacio, prescindiendo de ningún organismo con autoridad para el control, las posibilidades de su red son prácticamente finitas. Aunque este punto no representa inconveniente para sus defensores, muchos creen que la verdadera revolución que ha provocado Bitcoin se centra en realidad en el blockchain, el cual en particular permite el despliegue de contratos inteligentes con múltiples posibilidades. ¿Pero qué son los contratos inteligentes y para qué sirven? Vamos a averiguarlo juntos en este artículo dedicado a estos.

Orígenes de los contratos inteligentes

Fue Nick Szabo quien utilizó por primera vez el término «contrato inteligente» en 1994 para presentar unos contratos digitales que pudieran ejecutarse automáticamente.

Sin embargo, no fue hasta la llegada de Ethereum, el momento en que se puso en práctica por primera vez estos contratos inteligentes a gran escala. Así pues, los contratos inteligentes permiten interacciones entre diferentes partes sin necesidad de terceros de confianza. Sus usos pueden ir desde contratos de apuestas autónomas, hasta el despliegue de sistemas más complejos como las plataformas de mercado descentralizado (DEX).

Un contrato inteligente se compone esencialmente de instrucciones escritas en un lenguaje de programación, las cuales son inmutables al estar desplegadas en un blockchain. Corresponde entonces a los usuarios y aplicaciones del ecosistema interactuar con dichos contratos. Los contratos inteligentes permiten prescindir de terceros y ahora junto al blockchain, tienen valor legal en Francia. Permiten transferir valor, así como almacenarlo, representando dicho valor por ejemplo, la posesión de tokens. Su ejecución requiere generalmente que el usuario pague una comisión que permita financiar la plataforma donde se despliegan. Por ejemplo, los tokens de ethereum son contratos inteligentes que cumplen con unas premisas que permite utilizarlos en cualquier parte, siendo el más común, el estándar ERC-20.

La elaboración de contratos inteligentes

Existen múltiples maneras diferentes de desarrollar uno o más contratos inteligentes. En efecto, según las necesidades y el objetivo, es posible elegir entre diferentes plataformas como Ethereum o Tezos, así como entre múltiples lenguajes de programación.

Esto último puede influir en la duración y la dificultad del desarrollo, pero también en su seguridad, de la que hablaremos más adelante en este artículo. Los lenguajes de programación más conocidos son Solidity (Ethereum), Michelson (Tezos) o Miniscript, que permite desarrollar contratos inteligentes Bitcoin.

Cualquiera puede ahora desarrollar sus propios contratos inteligentes y desplegarlos en las plataformas. Ethereum parece ser el más adecuado para los principiantes debido a la simplicidad de su lenguaje, Solidity, y a la existencia de algunas herramientas muy útiles. Puedes empezar con Remix o Ethereum Studio,  por ejemplo, que te permiten desarrollar e implementar tu primer contrato inteligente en un navegador web.

Seguridad de los contratos inteligentes

Como los contratos inteligentes constituyen formalmente una serie de instrucciones inmutables con los que todo el mundo puede interactuar, es posible hacerlo de forma deshonesta.

Factor agravante: los contratos inteligentes tienden cada vez más a manejar grandes cantidades de criptomonedas y, por lo tanto, se convierten en blanco de los usuarios que desean explotar sus debilidades. Es por ello que la seguridad de los contratos inteligentes es una variable fundamental en cualquier proyecto del ecosistema. La explotación de estas vulnerabilidades puede derivar en graves consecuencias, como por ejemplo el ataque del DAO de Ethereum en 2016 que en última instancia supuso la escisión Ethereum y Ethereum Classic.  

Afortunadamente, los equipos detrás de cada proyecto, están cada vez más concienciados con el tema y los diferentes métodos para reducir estos riesgos, aunque no desaparezcan del todo. A tal efecto han proliferado a modo de prácticas comunes en el ecosistema, el código abierto, las auditorías por entidades independientes y las recompensas (bounty) destinadas a aquellos desarrolladores que detecten fallos.

Demasiado para esta introducción sobre los contratos inteligentes y sus implicaciones. De acuerdo a lo expuesto, estos programas son el soporte de la mayoría de las aplicaciones descentralizadas del ecosistema, así como de sus mayores vulnerabilidades. ¿Estás interesado en el desarrollo de contratos inteligentes? Envíame un mensaje si quieres saber más sobre su desarrollo. Si tienes algún comentario o pregunta sobre este artículo, no dudes en contactar con nosotros.

Maximisez votre expérience Cointribune avec notre programme 'Read to Earn' ! Pour chaque article que vous lisez, gagnez des points et accédez à des récompenses exclusives. Inscrivez-vous dès maintenant et commencez à cumuler des avantages.


Cliquez ici pour rejoindre 'Read to Earn' et transformez votre passion pour la crypto en récompenses !
A
A
Luc Jose A. avatar
Luc Jose A.

Diplômé de Sciences Po Toulouse et titulaire d'une certification consultant blockchain délivrée par Alyra, j'ai rejoint l'aventure Cointribune en 2019. Convaincu du potentiel de la blockchain pour transformer de nombreux secteurs de l'économie, j'ai pris l'engagement de sensibiliser et d'informer le grand public sur cet écosystème en constante évolution. Mon objectif est de permettre à chacun de mieux comprendre la blockchain et de saisir les opportunités qu'elle offre. Je m'efforce chaque jour de fournir une analyse objective de l'actualité, de décrypter les tendances du marché, de relayer les dernières innovations technologiques et de mettre en perspective les enjeux économiques et sociétaux de cette révolution en marche.

AVISO LEGAL

Las ideas y opiniones expresadas en este artículo pertenecen al autor y no deben tomarse como consejo de inversión. Haz tu propia investigación antes de tomar cualquier decisión de inversión.